Ecodiseño

ONI, una propuesta de ecodiseño

Un día Sara Sacal decidió materializar las ideas que le rondaban desde hacía tiempo. No ideas cualquiera: el principal interés de esta empresaria de la Ciudad de México, de apenas 26 años, era y sigue siendo crear productos que apoyen causas sociales y medioambientales. Después de muchos meses de investigación Sara creó ONI, una empresa que a partir de fabricar...

Un día Sara Sacal decidió materializar las ideas que le rondaban desde hacía tiempo. No ideas cualquiera: el principal interés de esta empresaria de la Ciudad de México, de apenas 26 años, era y sigue siendo crear productos que apoyen causas sociales y medioambientales.

Después de muchos meses de investigación Sara creó ONI, una empresa que a partir de fabricar tenis y otros productos amigables con el planeta pretende cambiar las formas de consumo y de producir para que haya un cambio integral en el cuidado del medio ambiente.

Cada tenis de ONI utiliza hasta tres botellas de plástico PET en su fabricación, una técnica que les da una segunda y creativa vida útil. Otro de sus productos es una línea de chamarras, también con plástico PET en su interior.

ONI se define a sí misma como una empresa social que emplea artesanos mexicanos bajo el principio de comercio justo. Por si fuera poco, destina un porcentaje de sus ventas a actividades sociales y en pro del medio ambiente, por ejemplo han plantado más de 120 árboles, puesto techo verde a una casa hogar de ancianos y donado más de sesenta pares de tenis a personas con necesidad.

En cuanto a los diseños, son resultado del intercambio de propuestas con las artesanas: “Ellas eligen los modelos típicos de la comunidad y nosotros los colores, la densidad en el lienzo, los hilos, telas y fondos. Siempre respetamos la tradición y cultura del bordado en distintos lugares de México, principalmente en Chiapas, pero también en Michoacán, Hidalgo, Cuetzalan, Jalisco y Nayarit (wirráricas)”, nos dice Sara Sacal.

 

Entrevista: Carlos Vicente Castro

Imágenes: ©ONI

 

 

5 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *